La ladrona de libros

  

La ladrona de libros es una novela publicada en 2005, y escrita por el australiano Markus Zusak. Su título original en inglés es “The book thief”.

Algunos personajes principales

La protagonista se llama Liesel Meminger, una niña que es dada en adopción a un matrimonio de edad: Hans y Rosa Hubermann.

Rudy Steiner es un joven desgarbado que se hace muy buen amigo de Liesel, y la ayuda con frecuencia.

Max Vandenburg es un muchacho judío que se halla oculto en el sótano de los Hubermann.

Género de la obra

La novela se enmarca dentro de la Alemania nazi, durante la Segunda Guerra Mundial. De este modo, muchos de los elementos de la novela son hechos históricos, como el de las familias alemanas que ocultaban judíos en sus sótanos, con el evidente riesgo que eso suponía. Sin embargo, la novela es de ficción. Un dato notable es que la historia es narrada por un personaje que resulta ser el Ángel de la Muerte, que comienza su relato al interesarse por la niña Liesel. Esto le añade un matiz fantástico a la novela, que resulta sutil porque este personaje no interviene directamente.

Resumen del libro La ladrona de libros

Liesel Meminger es una niña que debe viajar con su madre y hermano para vivir con la familia Hubermann, que va a adoptarlos. Los padres de Liesel son comunistas, y la persecución, pobreza y privaciones que deben enfrentar provoca la muerte del hermano de Liesel. Durante el sepelio, la niña encuentra un libro que se le cayó a un empleado del cementerio, y decide robarlo. Pero ella no sabe leer.

Hans decide enseñar a leer a Liesel, además de enviarla a la escuela. La niña siente un profundo apego por los libros, y comprende la dimensión del horror que vive Alemania cuando asiste a una quema pública de libros. Sin embargo, logra rescatar un libro de la hoguera, y es vista por Ilse Hermann, la esposa del alcalde.

Liesel conoce a Rudy Steiner, un muchacho alto y delgado, que a pesar de sus habilidades para el atletismo, no se quiere afiliar al partido nazi porque odia esa ideología. Esto hace que manden a su padre al campo de batalla. Rudy se hace amigo de Liesel, pero también está enamorado de ella, aunque demuestra sus sentimientos de maneras algo bruscas.

Los Hubermann ocultaban en el sótano al hijo de un amigo de Hans: Max Vandenburg. En ocasiones, Hans ha temido de que la Gestapo allane su casa y encuentre al joven. Eventualmente, Max decide dejar a los Hubermann para salvarlos del riesgo. Posteriormente es capturado y deportado a un campo de concentración.

En virtud de que Rosa trabaja lavando y planchando ropa para Ilse, cuando van a buscar y llevar los encargos, la esposa del alcalde permite que Liesel pase a leer en su biblioteca. Pero la situación general empeora, e Ilse debe prescindir de los servicios de Rosa. A partir de allí, Liesel no sólo lee los libros de Ilse, sino que también se los roba, pero esto no parece importarle a Ilse; que incluso le regala a Liesel un libro con páginas en blanco, que la joven usa para escribir su propia historia, llamada La ladrona de libros.

Un día se encontraba Liesel escribiendo en el sótano, y se quedó dormida. Ocurre entonces un bombardeo sobre la cuidad, que causa gran destrucción y numerosos muertos. Entre ellos estaban los Hubermann y Rudy. En una de sus escasas intervenciones, el Ángel de la Muerte se lleva el libro de Liesel.

La joven pasa tiempo con Ilse, y con el padre de Rudy. Al finalizar la guerra, se reencuentra con Max. Al final, el relato resume que Liesel se casó, tuvo hijos y nietos, y envejeció saludable. Termina la historia cuando el Ángel de la Muerte se aparece ante Liesel, para devolverle su libro, y venir a buscarla.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *