Balinés

Origen
Es un siamés de pelo largo, que apareció por primera vez en una litera de gatitos siameses en los Estados Unidos en 1950. La raza balinés fue reconocida en Estados Unidos en 1968, pero sigue siendo rara en Gran Bretaña.

Cabeza
En forma de cuña, con nariz larga. Orejas puntiagudas y largas. Ojos de tamaño mediano, en forma de almendra e inclinados, de color azul zafiro.

Cuerpo
Largo, mostrando buena musculatura y terminando en una cola peluda de tamaño mediano. Tiene patas largas, pero las delanteras son más cortas que las traseras. Las puntas de las patas son pequeñas y con forma de huevo.

Pelaje
Es de tamaño mediano, en comparación con otros gatos de pelo largo.

Color
Hay cuatro variedades:

1. Seal-point Balinese: color crema con manchas marrones.
2. Blue-point Balinese: color blanco azulado con manchas gris azulado.
3. Chocolate-point Balinese: color blanco amarillento con manchas color chocolate.
4. Lilac-point Balinese: color blanco con manchas gris-rosado.

Carácter
Afectuoso y necesitados de afecto, conservando el carácter reservado de los siameses. Muy atléticos, disfrutan trepando y saltando. Ambos sexos son muy buenos padres, muy juguetones con su descendencia.

Ambiente
Acostumbrados a los interiores, pero disfrutan el acceso a los exteriores.

Cuidados
Su pelaje es menos propenso a enredarse que otras razas de pelo largo, sin embargo un aseo diario es recomendable.

Defectos
Ojos de otro color que no sea azul, ojos bizcos. Patas traseras débiles. Nariz albina.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *