La Batalla de Ayacucho

Resumen, causas y consecuencias.

La Batalla de Ayacucho fue un enfrentamiento bélico, con espadas y bayonetas, que era el armamento de la época, y que marcó hito en las guerras de independencia de América del Sur e Hispanoamerica entre 1809 y 1826. La batalla tuvo lugar en la Pampa de Quinua, en Ayacucho, Perú, el día 9 de diciembre de 1824.

Antecedentes

España estuvo sumida en una crisis política, y sus virreinatos se encontraban en problemas por el importante avance de la Revolución Hispanoamericana en América del Sur; y aunque habían logrado contenerla por un tiempo, los virreyes no lograron mantener el control. Al mismo tiempo, los reyes en el Imperio Español no lograban contener la expansión del Imperio Francés, y aunque posteriormente logran mantener sus reinados, ya se encontraban muy debilitados.

Los virreinatos también estaban en problemas internos, y se sublevaron algunos generales españoles como José de la Serna en Perú, y Rafael de Riego en España, con la visión de mantener la colonia en América del Sur, logrando conformar un ejercito de 20 mil hombres en Perú.

Para el momento ya otros virreinatos se encontraban conteniendo el avance de la Revolución Hispanoamericana, buscando el logro de su independencia definitiva: la Gran Colombia, las Provincias Unidas del Río de la Plata, República de Chile y la Legión Británica.

Finalmente, el 9 de diciembre de 1824 estalla la batalla final por la independencia del Perú.

Protagonistas

Rafael de Riego, José de la Serna (español, comandante de la batalla del Ejército del Imperio Español), Jerónimo Valdez, Antonio Monet y Alejandro Gonzales Villalobos, con un ejercito y artillería superior al Ejército Libertador; Antonio José de Sucre (venezolano, comandante de las fuerzas libertadoras), y José María Córdoba (Gran Colombia) con un ejército mucho más modesto.

Causas de la Batalla de Ayacucho

El profundo debilitamiento del Imperio Español, tanto Reyes como Virreyes, colonias y provincias, por el fuerte avance de las fuerzas libertadoras de América del Sur.

Desarrollo de los acontecimientos

El 6 de diciembre de 1824 llega el Ejército Unido a Quinua, Perú, en la Pampa de Ayacucho, para el cual Antonio José de Sucre dispone de la siguiente manera:
• División Córdoba: 4 batallones en la derecha;
• División La Mar: 4 batallones en la izquierda;
• División Miller: 2 regimientos de caballería en el centro;
• División Jacinto Lara: 3 batallones detrás del centro (reserva).

la batalla de ayacucho

2 días después, el Ejército Realista Español llega al campo en las faldas del Cerro Condorcunca y dispone De La Serna frente a la línea de Sucre:
• División Valdez: 4 batallones en la derecha;
• División Monet: 5 batallones en el centro;
• División Villalobos: 5 batallones en la izquierda;
• División Feraz: caballería;
• Entre las divisiones Monet y Villalobos 14 piezas de artillería, las cuales irían distribuidas unas con las divisiones y otras frente a la línea.

El 9 de diciembre, a órdenes del comandante del Ejército Realista José de la Serna, se produce el primer ataque proveniente del Batallón Valdez, al mismo tiempo Monet y Villalobos se adelantan para comenzar su ataque simultáneo, tan pronto como Valdez venciera. Sin embargo, y con toda su superioridad en artillería y en número de hombres, no pudieron contener la estrategia del comandante Antonio José de Sucre quien de forma sorpresiva no deja vencer a Valdez y no deja entrar en combate a Monet y a Villalobos; los descoloca y desorganiza, e inmediatamente, tras el intenso combate, el Ejército Realista tuvo que capitular y rendirse para retirarse; fue entonces cuando Sucre se adjudica la victoria de la Batalla de Ayacucho y se da el primer paso en la independencia definitiva del Perú.

la batalla de ayacucho - capitulación

Firma de la capitulación

Estrategia, conocimiento del campo de batalla y fuerza de independencia, fueron los fuertes de Antonio José de Sucre, quien se atribuye el triunfo de la batalla.

Acontecimientos posteriores

La firma de la capitulación de Ayacucho y la detención del Virrey José de la Serna, y con esta firma el permiso de españoles que quisieran quedarse en el territorio a trabajar y a disfrutar de las tierras ya independientes.

Aunque España no cedió de inmediato la colonia o el virreinato, años después tuvo que hacerlo debido al empuje de las fuerzas de independencia de todo el continente.

[Total:28    Promedio:4.5/5]


También te podría gustar...

7 Respuestas

  1. Anonimo dice:

    100000 de 10 ayuda con la tarea y saca la mejor nota que buen servicio :v

  2. Juan Quiroz dice:

    Me ayudo en mi tarea

  3. UwU dice:

    Me ayudó mucho con mi tarea :’v

  4. Jehan dice:

    Excelente
    Me ayudó mucho
    Para mi exposición

  5. luz evans dice:

    ES MUY INTERESANTE JAJAJA

  6. carolina bastidas dice:

    buenisimo me ayudo mucho con la tarea de mi hijo…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *