La Edad Contemporánea

Resumen, causas y consecuencias.

Convencionalmente se le da el nombre de Edad Contemporánea al período de la historia que se extiende desde la Revolución Francesa, en julio de 1789, hasta la actualidad. Esta definición puede que varíe en el futuro, dependiendo de que ocurran hechos que modifiquen la historia lo suficiente.

Antecedentes

Los antecedentes más reconocibles que tiene la Edad Contemporánea están en el Renacimiento y en la Ilustración: cambios radicales en las maneras de pensar de las personas. En estos casos, los cambios se manifestaron en lo más intelectual: las artes y las ciencias, así como en la cultura.

Protagonistas

La Edad Contemporánea se inicia sobre la base de hechos que tuvieron lugar en las poblaciones centrales del mundo occidental: América y Europa. Se puede decir que los pueblos y personalidades de estas regiones del mundo protagonizaron los hechos más relevantes de esta era.

Causas

Si bien la Edad Contemporánea se inicia con la Revolución Francesa, y los eventos que la caracterizan tienen su germen en la Ilustración, las causas que llevaron a esta nueva época se pueden localizar en los movimientos independentistas que ocurrieron en América, en especial la Independencia de los Estados Unidos. Este hecho marcó el hito, según el cual los cambios en la civilización no debían ser sólo culturales, científicos o intelectuales, sino también políticos y sociales.

edad contemporánea

Desarrollo de los acontecimientos

La Revolución Francesa inició una cadena de cambios políticos y sociales que afectarían el panorama mundial. A partir de ella surgieron nuevas formas de gobierno; aunque esos cambios no se manifestaron en lo inmediato. Francia, de la mano de Napoleón Bonaparte, desató conflictos que derivaron en la desaparición del Sacro Imperio Romano Germánico, del Imperio Español, y del mismo Imperio Francés.

Las ideas de la Ilustración, las de la Revolución Francesa y la inestabilidad de los imperios europeos, favorecieron los movimientos independentistas en el resto de América, capitalizando la formación de numerosas naciones. Estas naciones han evolucionado en medio de grandes conflictos y contradicciones internas que aún persisten.

La Revolución Industrial, extendida desde Gran Bretaña a partir de mediados del siglo XVIII, modificó no sólo el aspecto tecnológico de la producción, sino también el aspecto laboral. De modo inevitable, el trabajador comenzó a cuestionar su papel en la cadena productiva, y comenzó a exigir que se le reconocieran derechos.

Los descubrimientos en ciencias se aplicaron a la tecnología, de manera que se estaba viviendo en un mundo cada vez más tecnificado. La máquina de vapor dio vida al ferrocarril y a barcos de vapor, lo cual aceleró las comunicaciones, al aumentar la rapidez del correo. El control y distribución de la energía eléctrica permitió una mejor iluminación nocturna, dando a las personas más horas posibles de trabajo y ocio. También aceleró aún más las comunicaciones con la llegada del telégrafo y el teléfono.

edad contemporánea - teléfono

Las comunicaciones rápidas permiten un rápido acceso a la información, y esto se hizo aún más eficiente con el manejo automatizado de la información, a través del uso posterior de sistemas electrónicos y computadoras.

edad contemporánea - comunicaciones

Los medios de transporte evolucionaron también a la par de la tecnología: el ferrocarril y los buques de vapor dieron paso a modos de transporte más eficientes. Pronto se desarrollaría el automóvil, más pequeño y adecuado para funcionar en las ciudades. Y el medio de transporte masivo que quizá simboliza al siglo XX: el avión. Más aún, toda esa tecnología derivó en darle a los humanos la capacidad de viajar fuera de su planeta.

edad contemporánea - avión

Los cambios en ciencias y técnica, lamentablemente no vinieron a la par con cambios en las maneras de pensar. Ha aumentado el consumo de bienes y servicios, las personas tienden a aglomerarse en las ciudades, trayendo problemas de hacinamiento y delincuencia. También aumenta la producción de desperdicios y la contaminación ambiental.

No todos los países han abordado estos cambios de la misma manera, para diversas culturas esto representa un choque demasiado fuerte con sus tradiciones. Esto deriva en conflictos, dictaduras y guerras que se masifican y difunden gracias a medios de información cada vez más eficientes.

Acontecimientos posteriores

Los acontecimientos posteriores a la Edad Contemporánea, aún no ocurren. Debido al mismo nombre de la Edad, ella abarca los hechos que se están desarrollando en estos instantes. Se puede hacer suposiciones acerca del futuro a corto o mediano plazo, en función de los hechos y tendencias actuales. Pero la precisión que se logre dependerá de factores muy difíciles de controlar, además de que cualquier predicción, sobre todo en lo social, puede estar contaminada por el sesgo que le den las creencias de la persona que efectúa la predicción.



También te podría gustar...

1 respuesta

  1. Juan dice:

    Ésto es un resumen? Se puede acortar más?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *