Macbeth

[Total:0    Promedio:0/5]

Macbeth es una tragedia escrita por el dramaturgo y poeta británico William Shakespeare. Si bien apareció impresa en el llamado “Primer Folio” por primera vez en 1623, es una obra escrita mucho antes, ya que se recuerda que la primera representación tuvo lugar en 1606. Algunos historiadores sospechan que la obra publicada en el Folio puede ser una versión resumida de la original, pero los indicios en este sentido son insuficientes para llegar a alguna conclusión.

Algunos personajes principales

Los personajes centrales son el barón Macbeth y su esposa, Lady Macbeth. Son relevantes también para la obra, Duncan, rey de Escocia y su hijo Malcolm.  La obra toma en cuenta a tres personajes que aparecen al principio: tres brujas que vaticinan el futuro de Macbeth, y cuya influencia perdura por el resto de la acción. Banquo, amigo de Macbeth es otro personaje que tiene relevancia  por ser parte del vaticinio; además existió un personaje histórico con ese nombre, ancestro lejano del rey Jacobo I, patrocinador de la compañía teatral donde trabajaba Shakespeare.

Género de la obra

Es fácil clasificar Macbeth como una tragedia, donde la ambición, la locura y la muerte juegan un rol principal. Además es una obra con elementos históricos, aunque muy probablemente modificados. Macbeth, de hecho, existió alrededor del siglo XI, así como los otros personajes, con excepción de aquellos personajes fantásticos, añadidos para acentuar el drama. Tal es el caso de las brujas que vaticinan el futuro, o los fantasmas que eventualmente aparecen.

Se ha mencionado que el argumento de Macbeth busca congraciar al autor con el rey Jacobo I, ya que uno de los personajes es un antepasado del Rey. La intención no es otra más que conmover al Rey para que mantenga el patrocinio para las obras del teatro King’s Men.

Resumen del libro Macbeth

Macbeth es un noble escocés que ostenta el título de “Thane”, equivalente a barón, y además está emparentado con el rey Duncan. Por sus servicios a la corona, al aplastar una invasión, se encuentra en gran estima de parte del Rey. Luego de la batalla, Macbeth cabalga con su amigo Banquo, cuando se encuentran con tres brujas. Las mujeres se dirigen a Macbeth por su título: thane de Glamis. Inmediatamente después le llaman “Thane de Cawdor”, y le anuncian que en el futuro será rey de Escocia. En el mismo vaticinio, las brujas le dicen a Banquo que sus descendientes serían reyes.

Después del encuentro, y sin más aclaración, las pitonisas desaparecen del sitio. A Macbeth no le da tiempo de pensar mucho, porque llega un emisario del Rey, llevando la noticia de que, efectivamente, acaba de ser nombrado Thane de Cawdor. La noticia enciende la ambición de Macbeth, que, recordando la profecía de las brujas, comienza a ambicionar la corona. Cuando da a conocer el episodio a su esposa, ésta alimenta aún más su ambición, y ambos conciben la idea de asesinar a Duncan.

El crimen tiene lugar poco después, durante una visita de Duncan al castillo de Macbeth. No sólo matan al Rey, sino también a sus sirvientes, con el fin de inculparlos. Malcolm y Donalbain, los hijos del Rey muerto, albergan dudas de estos hechos, pero temiendo por sus vidas huyen de Escocia. Siendo el único pariente del Rey, Macbeth es coronado. Pero su ambición aún no se sacia, ya que recuerda la parte de la profecía referente a Banquo. Para evitar que ésta se cumpla, decide enviar asesinos para que maten a Banquo y a su hijo. Los sicarios logran el objetivo a medias, ya que sólo logran matar a Banquo.

Las apariciones comienzan a atormentar a los Macbeth. Al Rey usurpador se le aparece el fantasma de Banquo durante un banquete, y sostiene un diálogo con él. Sólo Macbeth puede ver el fantasma, pero la conversación revela el crimen que ha cometido. La inquietud de Macbeth va en aumento, de modo que busca de nuevo a las brujas. Éstas le indican mediante tres espíritus, que debe cuidarse de Macduff, el Thane de Fife; le informan que no podrá ser vencido por “ningún hombre nacido de mujer”. Y además, que será invencible mientras el bosque de Birman no se mueva. Interpretando esto como una indicación de su invulnerabilidad, Macbeth se va más tranquilo.

Macbeth recibe la noticia de que Macduff ha desertado; en represalia, y recordando la nueva profecía, ordena atacar su castillo. Los atacantes matan a todos los residentes del castillo, con excepción del propio Macduff, que no se hallaba allí, ya que había ido a entrevistarse con Malcolm para que reclamase la corona.

Entretanto, los remordimientos atormentan a Lady Macbeth, que empieza a sufrir toda clase de alucinaciones que terminan induciéndola al suicidio. Macduff organiza un ataque al castillo de Macbeth, para lo cual toman ramas de los árboles del bosque de Birman para camuflarse. Esto hace que se cumpla la señal que previene contra que “el bosque de Birman se mueva”. Aún Macbeth piensa que no puede ser vencido, hasta que en el enfrentamiento final, Macduff le revela que nació por cesárea, puesto que su madre murió antes de poder dar a luz. Macbeth muere en este enfrentamiento, y posteriormente Malcolm recupera el trono.



Deja un comentario